La vida no es esperar a que pase la tormenta, es aprender
a bailar bajo la lluvia...


lunes, 21 de noviembre de 2011

SAQUITOS OLOROSOS

Como este año no ha sido año de moras, hemos dedicado varios paseos familiares a recoger lavanda ( espliego como dicen el pueblo) Después del proceso de secado, el producto final son unos saquitos olorosos para colocar en el armario o debajo de la almohada y así tener bonitos sueños.

5 comentarios:

  1. Preciosos los saquitos y seguro que huelen de maravilla!

    ResponderEliminar
  2. Que bonitos los saquitos y además me imagino como deben de oler...con la buena olor que echa la lavanda...
    Besitos.

    ResponderEliminar
  3. Que bonitos,¿te sobra alguno para mi? Besitos.

    ResponderEliminar
  4. Son una monada! para perfumar los armarios tienen que venir estupendamente!

    ResponderEliminar